Martín Torrijos luchará por el bienestar común de los panameños

Compartir:

Ciudad de Panamá, 11 de abril de 2024. -El candidato presidencial por el Partido Popular (PP), Martín Torrijos Espino, coincidió con el cardenal hondureño Óscar Rodríguez Maradiaga en que la verdad, la justicia, la libertad y el amor son fundamentales en la reconstrucción de un país y de la democracia.

“No podemos ser el país de las grandes cifras y de mayor crecimiento per cápita, pero con una gran desigualdad. A pocos metros de los rascacielos hay gente que no tiene servicios básicos y hay panameños que se acuestan con hambre, además, han perdido la esperanza de que su familia y su vida pueden mejorar”, aseguró el exmandatario.

Torrijos Espino fue enfático al indicar que en estas elecciones la desigualdad está en juego, por tanto, debemos tener la capacidad de definir el futuro y “hacerlo con desprendimiento, señalando nuevas rutas para entendernos, lograr un desarrollo que sea sostenible y que le llegue a la mayor cantidad de panameños que han sido excluidos del progreso.”

El exgobernante reiteró que los panameños requieren de sistemas básicos donde funcione la educación, pero que al mismo tiempo les garantice la oportunidad de ganarse la vida con su esfuerzo y mejorar el sistema de salud, hay que los dos que existen no funcionan.

Los señalamientos del candidato presidencial se dieron en el marco del foro “Yo Decido con Candidatos Presidenciales” organizado por la Comisión de Justicia y Paz, donde participó Rodríguez Maradiaga quien manifestó que los gobiernos tienen que ser más universales y menos excluyentes tras señalar que la política “no puede ser piratería; Panamá sufrió por los piratas y América Latina sigue sufriendo por los piratas, que miran al Estado como un botín del cual quieren adueñarse lo más rápido posible”.

Rodríguez Maradiaga, sentenció: “se está creando un mundo donde la codicia deja a las mayorías al margen de la historia con sociedades que viven un proceso tecnológico con posibilidades nunca vista, pero, que fabrican y reproducen exclusión y pobreza”.

La democracia y la política -según el cardenal de Honduras- están en crisis, ya que muchos llegan a puestos públicos a robar y no se puede “crear una sociedad justa en una sociedad de ladrones; los que se enriquecen a base de los recursos del Estado les están quitando a unos y enriqueciendo a otros”.

El líder político subrayó que “construiremos ese bien común, porque no hay política sin bien común; no hay política que promueva y no combata la corrupción que nos está afectando en este país.”

Insistió en recalcar su compromiso de reconstruir el país mediante la recuperación de la confianza y con una buena administración de las finanzas públicas, generando empleos, resolviendo los problemas de educación e impulsando el turismo, el agroturismo y el sector logístico, además, de potenciar la Autoridad del Canal de Panamá (ACP).

Todos los derechos reservados por ©Martin Torrijos